El efecto Forer

Hablando en unas tutorías, un alumno me ha contado la existencia siguiente hecho psicológico. Suponed que hacéis un test de personalidad. Luego os lo corrigen y os definen de la siguiente manera:

            Tienes la necesidad de que otras personas te aprecien y admiren, y sin embargo eres crítico contigo mismo. Aunque tienes algunas debilidades en tu personalidad, generalmente eres capaz de compensarlas. Tienes una considerable capacidad sin usar que no has aprovechado. Disciplinado y controlado hacia afuera, tiendes a ser preocupado e inseguro por dentro. A veces tienes serias dudas sobre si has obrado bien o tomado las decisiones correctas. Prefieres una cierta cantidad de cambios y variedad y te sientes defraudado cuando te ves rodeado de restricciones y limitaciones. También estás orgulloso de ser un pensador independiente; y de no aceptar las afirmaciones de los otros sin pruebas http://espfarmacia.com/cialis/ suficientes. Pero encuentras poco sabio el ser muy franco en revelarte a los otros. A veces eres extrovertido, afable, y sociable, mientras que otras veces eres introvertido, precavido y reservado. Algunas de tus aspiraciones tienden a ser bastante irrealistas.

Casi todos coincidiréis en que os han descrito muy acertadamente. Bertam Forer hizo el experimento y los sujetos valoraron la adecuación de la descripción con su perfil con 4,26 sobre 5, siendo el 0  la nula adecuación y 5 la excelente. Ese es el efecto Forer, que también se conoce como falacia de validación personal o el efecto Barnum. Sí queréis más ejemplos, los tenéis en lo que ponen los horóscopos.

Por cierto, en las tutorías también se pueden aprender otras cosas, tanto los profesores como los alumnos.