¿Por qué nos recuerdan?

Creemos que la mayoría de las personas nos recuerdan por nuestros logros y éxitos. Pero no es así, nos suelen recordar por

  • las veces en que nos pidieron ayuda y ayudamos,
  • los favores que hicimos sin que llegaran a pedírnoslo,
  • los momentos en que resolvimos problemas que otros no sabían como,
  • las palabras de apoyo que dimos en los momentos difíciles,
  • la atención que prestamos cuando otros la necesitaban,
  • reconocer el trabajo de otros,
  • por agradecer lo que otros han hecho por nosotros
  • y por las muestras de cariño, afecto y simpatía.

Y, en muchas ocasiones, por cuando alguien espera algo de nosotros y no lo hacemos.